Categoría: Sin categoría

  • 15 de enero
    La ciudad en llamas, aturdida por el calor y los reproches. El ala del avión antes de zambullirse en la noche. La primera tarde en Imbassaí, irreal, mágica. Así han sido estos días, de mudanza, para llegar hacia donde anhelaba tanto mi corazón. Hoy escribo con la piel empapada de mar. Me abracé
    Leer Más
  • 11 de enero
    Casi cuarenta grados de calor, algún que otro corte de luz y mucha pereza. Difícil, además, estar cerca de la computadora, que también arde como si también acusara recibo del clima. Por eso busco una foto tomada a fines de noviembre cuando el cielo jugó a convertirse un poco en mar o en playa.
    Leer Más
  • 6 de enero
    Ayer iba a escribir, pero solo alcancé a tomar la foto. No pude hacer otra cosa, vencida por el estado de ánimo de un contexto en el que debemos cuidarnos porque pronto viajamos a Brasil, porque surgen complicaciones, porque… el preocuparse es una pésima ocupación que no deja espacio para
    Leer Más
  • 5 de enero
    La extraño. Pronto volveré a ser testigo de toda su gran belleza. Hoy retrato su permanencia en mi cielo de ciudad, su asomarse clara en la tarde luminosa. La extraño tanto como extraño al mar. Pronto me encontraré de rodillas admirándola, prometiéndole secretos, murmurándole melodías. Pronto.
    Leer Más
  • 4 de enero
    Hoy la ciudad calla con nostalgia de playa. El cielo se ha cubierto de un polvillo beige y el sol, los ojos irritados, ha casi desaparecido. Una ráfaga, furiosa y cálida, sacude en un baile imposible los papeles de mi mesa. Se escucha el silencio, como si todo hubiera desaparecido más allá de
    Leer Más
  • 3 de enero
    Comienzo a leer el libro que me hace llegar Ana Abregú, su última publicación, Pentimentos, y quedo de inmediato maravilla por su escritura; al mismo tiempo resuena un eco, algo así como si alguien hubiera pronunciado a mi lado la palabra «invierno». Registro la sonoridad que retumba sola,
    Leer Más
  • 2 de enero
    Volver al seno, al abrazo y al deshacerse, como un mar acariciando la playa, perdiéndose en espuma. Son un modo de recordar, casi como los rituales. Convocan, elevan, evocan Así son las fotografías, las de papel y las otras. Así son las palabras. Intentando guardar, para recuperar luego, aquel
    Leer Más
  • 1 de enero
      Inicio de año en las tierras de Kvothe mientras atravesando las copas de los árboles del parque oigo el saxo, como todas las tardes de los fines de semana, y desde antes de la pandemia. La melodía la siguen mis pies mientras los ojos continúan atrapados en las hojas de El nombre del
    Leer Más
María Claudia Otsubo